jueves, 23 de marzo de 2017

Hagamos un zootropo

Zootropo, del griego zoe (vida) y trope (girar), también denominado zoetrope o daedelum, máquina estroboscópica creada en 1834 por William George Horner, compuesta por un tambor circular con unos cortes, a través de los cuales mira el espectador para que los dibujos dispuestos en tiras sobre el tambor, al girar, aparezcan en movimiento.

Fue un juguete muy popular en la época y uno de los avances hacia la aparición del cine que se crearon en la primera mitad del siglo XIX. En el siguiente video se puede ver cómo funciona y de qué forma sus animaciones primitivas son antecedente de los actuales dibujos animados.

Dicho lo anterior, todos los alumnos de 4º de EPV deben construir su propio zootropo siguiendo las indicaciones que aparecen en el esquema siguiente:






viernes, 17 de marzo de 2017

Dibujos animados

Hola a todos/as. Esta vez vamos a dar el salto de la imagen fija a la imagen en movimiento. ¡¡Vamos a hacer dibujos animados!! Para ello nos serviremos de un juguete óptico muy popular en el s.XIX de nombre impronunciable, el FENAKISTISCOPIO. Para quien quiera saber algo de la historia de este juguete, antesala del cine y de los dibujos animados, puede clicar en el enlace. A continuación algunas imágenes de lo que es y algunos GIFs que nos servirán para entender mejor de lo que estamos hablando:

Hay que enfrentar el artilugio a un espejo para ver el efecto



Los materiales necesarios para construir nuestro fenakistiscopio son:

- Cartón de embalar de al menos 30 x 30 cm;
- Cartulina negra o, en su defecto, pintura negra (témpera o spray);
- Un palo de madera con un agujero en uno de los extremos;
- Un tornillo largo con 3 tuercas y dos arandelas;
- El block de dibujo y colores;
- Compás y regla;
- Tijeras, cutter y pegamento.

La plantilla siguiente nos explica cómo dibujar el disco giratorio que deberemos recortar en el cartón para luego forrarlo de cartulina negra o pintarlo del mismo color:


Debajo de cada una de las 12 rendijas que hemos recortado en el disco, deberemos colocar un fotograma de la animación que hayamos diseñado. El secreto está en dividir cualquier secuencia de movimiento(un coche pasando, una persona corriendo, un reloj dando las horas...) en 12 fotogramas. A continuación algunos ejemplos:


Para terminar, un vídeo demostrativo del sencillo funcionamiento de este curioso artilugio: